Nuestro blog el 2015

Los duendes de las estadísticas de WordPress.com prepararon un informe sobre el año 2015 de este blog.

Aquí hay un extracto:

Un tren subterráneo de la ciudad de Nueva York transporta 1.200 personas. Este blog fue visto alrededor de 5.500 veces en 2015. Si fuera un tren de NY, le tomaría cerca de 5 viajes transportar tantas personas.

Haz click para ver el reporte completo.

Anuncios

Colombia: TEDx cárcel el Buen Pastor

“Un error que me marcó fue la puerta para cambiar mi vida”, dijo Adriana Arango, la periodista que pronto quedará en libertad luego de pagar más de 7 años de prisión, en la conferencia realizada en la cárcel Buen Pastor, en Bogotá, sobre segundas oportunidades.

Arango, quien narró cómo fue su lucha desde que entró a la prisión, resaltó que las “enseñanzas son la oportunidad para volver a empezar”.

“Crucé el portón azul del Buen Pastor, una puerta que nunca pensé que iba a atravesar”, afirmó.

Adriana Arango invitó a los asistentes a luchar por los sueños. “Hoy me aplaudo con estas manos, porque entendí que un error que me marcó para siempre logró darle sentido a mi existencia”, dijo.

La charla TEDx CárcelBuenPastor tuvo como tema central ‘Cómo transformar errores en oportunidades’. Participaron Jineth Bedoya, periodista de EL TIEMPO; el exviceministro de Justicia Miguel Samper; el dragoneante del Instituto Penitenciario y Carcelario de Colombia (Inpec) Edwin Conde; Juan Barreto, músico de la cárcel La Modelo, y el grupo de Teatro Cárcel Buen Pastor.

Siga la transmisión en vivo acá:

La iniciativa se llama TEDxCárcelBuenPastor y está basada en los testimonios de personas privadas de la libertad y otros que desde afuera de los penales buscan segundas oportunidades para quienes cometieron errores. El objeto de la charla es justamente aprender a convertir las faltas en circunstancias valiosas y enriquecedoras.

“Creemos en las segundas oportunidades, todos cometemos errores y hay que saber convertir esas caídas en un espacio para poder salir adelante”, dice Johana Bahamón.

Esta conferencia, la primera que se realiza en una cárcel latinoamericana, firmada por la organización TED (Tecnología, Entretenimiento, Diseño), está dirigida a cambiar la percepción de la sociedad frente a la población carcelaria, para generar un escenario que aporte a la reconciliación y resocialización de las personas privadas de la libertad.

vía TEDx cárcel el Buen Pastor – Arte y teatro – ELTIEMPO.COM.

España: La Junta forma a menores infractores para que adquieran habilidades laborales y se inserten en la sociedad – 20minutos.es

Alrededor de 90 menores infractores con sentencias en régimen abierto van a realizar este año cursos prelaborales que les permitan adquirir habilidades formativas para su inserción en el mercado de trabajo, según ha informado este martes la delegada del Gobierno andaluz en Granada, Sandra García, en la clausura de un curso de auxiliar de fontanería.

La Consejería de Justicia e Interior de la Junta de Andalucía ha organizado seis cursos este año sobre ayuda a domicilio, arreglos y customización de prendas textiles, auxiliar de fontanería, pintor, montaje de instalaciones eléctricas y camarero de bar-cafetería.

Todos ellos tienen 100 horas lectivas y son impartidos en el Centro Público de Formación para el Empleo ‘Cartuja’, dependiente de la Delegación de Educación de la Junta en colaboración con el Centro de Día de menores infractores de la Delegación del Gobierno.

“El Centro de Día es un recurso complementario, pero fundamental, que tiene como objeto apoyar la recuperación del menor infractor desde la educación y el empleo porque a los jóvenes infractores se les puede recuperar”, precisa la delegada.

El centro se articula en torno a tres líneas de trabajo: actividades educativas compensatorias, inserción laboral, así como actividades de ocio y tiempo libre.

Para impulsar la inserción laboral, se firmó en Granada un convenio de colaboración para utilizar las instalaciones del Centro Público de Formación para el Empleo “Cartuja”.

Una experiencia “pionera” en Andalucía que va a permitir la formación para el empleo de 90 jóvenes a lo largo de 2015 y al que asistieron, en 2014, 226 menores.

Sandra García ha manifestado que durante 2014 se ejecutaron en Granada 910 medidas judiciales en medio abierto para menores infractores, una cifra similar a la del pasado año 2013.

La mayor parte de ellas, 447, fueron medidas de libertad vigilada; 156 tratamientos ambulatorios de drogodependencias y 78 de salud mental.

También hay 87 prestaciones en beneficio de la comunidad y 83 tareas socioeducativas.

Para ejecutar las sentencias de medio abierto se cuenta con los recursos del servicios integral de Medio abierto y los dos grupos de convivencia educativa, masculino y femenino, el Centro de Día y el equipo de mediación penal juvenil, que en total son atendidos por 48 profesionales.

A lo largo de 2014 también se adoptaron 238 medidas judiciales de internamiento y privativas de libertad por los dos Juzgados de Menores de Granada, lo que representa menos del 20% del total de medidas que se ejecutan en la provincia de Granada.

Sandra García ha subrayado la eficacia de las medidas y su aplicación en la justicia juvenil andaluza ya que “el 80% de los menores infractores no reinciden tras pasar por algunos de los recursos de reeducación, ya sea de internamiento o medio abierto”.

El perfil de los menores infractores, según ha indicado la delegada, está cambiando por el aumento de menores de clase media y de clase media alta y los casos de violencia filoparental en el seno de las familias.

Los 632 delitos cometidos por chicos en 2014 son: 288 contra el patrimonio, por maltrato familiar 92, y lesiones 86.

Mientras que, en los 145 delitos cometidos por chicas, destacan sobre todo el maltrato familiar: 52, las lesiones: 49 y contra el patrimonio: 29.

Las prestaciones en beneficio de la comunidad se realizan con los ayuntamientos de la provincia con trabajos de limpieza y mantenimiento de espacios públicos, jardines e instalaciones deportivas, como limpieza de graffitis y limpieza de botellón.

También se realizan tareas en beneficio de la comunidad en entidades sin ánimo de lucro.

vía La Junta forma a menores infractores para que adquieran habilidades laborales y se inserten en la sociedad – 20minutos.es.

EEUU: A new blog series Gender and Justice in America: | Vera Institute of Justice

No country incarcerates more women than the United States. Although American women comprise just five percent of the total global female population, we represent nearly a third of the world’s female prisoners—a rate that outstrips even America’s unprecedented incarceration of men.

Shocking as that may be, our drive to incarcerate doesn’t begin or end with adult jails and prisons. The rates of girls in youth detention facilities shoot up even as male populations shrink. Yet the crime that is driving much of this unprecedented rate of incarceration is mostly low level or drug related. Meanwhile, driven by other factors—such as border apprehensions and workplace raids—increasing numbers of girls and women with children enter the civil immigration detention system. Across our multiple justice systems, the number of women and girls continue to rise.

 

The sheer size and scope of the male justice population, however—there is one woman under the control of the justice system for every six men—has shaped policies and procedures that often overlook the unique challenges women and girls present to these justice systems. For example, justice-involved women and girls report histories of victimization and abuse, and substance use and mental health issues at much higher rates than their male counterparts. Not only do justice systems struggle to address these complex needs, incarceration may also exacerbate symptoms and experiences of trauma.

Once incarcerated, girls and women become increasingly vulnerable to sexual violence and substandard reproductive care. Women, girls, and transgender people are at great risk of sexual assault in institutional settings. Among adult correctional populations, women in jails report the highest rates of sexual assault, followed by women in state and federal facilities. Transgender people, too, are at high risk of sexual assault, especially when they are placed in facilities that do not match their gender identity. Those who enter detention pregnant may receive inadequate prenatal care and face separation from their newborns within a few days of giving birth, while institutional policies may limit access to sanitary products.

 

The incarceration or detention of women and girls also has unique rippling effects on the lives of others. Women and girls more often report living with their minor children immediately prior to arrest. Once incarcerated in immigration, juvenile, or criminal systems, mothers are much more likely than fathers to see their parental rights terminated and their children enter the foster care system.

 

For all these reasons and more, we can no longer afford to overlook this fast growing sector of our justice populations.

 

Through the Gender & Justice in America blog series, Vera will explore issues facing justice-involved women and girls in the fields of adult corrections, youth justice, immigration, victimization, substance use, and mental health. We invite you to check back often as we explore these issues with some of the leading experts in our fields.

vía Gender and Justice in America: A new blog series | Vera Institute of Justice.

México: Alejandro Montiel, director de Prevención y Reinserción Social – Quadratín

MORELIA, Mich., 21 de junio 2015.- El secretario de Seguridad Pública en la entidad, Javier Ocampo García hizo oficial el nombramiento del relevo en la Dirección de Prevención y Reinserción Social.

De acuerdo a un comunicado de prensa, Jorge Alejandro Montiel Villaseñor, quien fuera Director del Cereso David Franco Rodríguez, fue nombrado el titular de la Dirección de Prevención y Reinserción Social, en sustitución de Jesús Isaac Acevedo Román.

Montiel Villaseñor, cuenta con más de 20 años de experiencia en el ámbito policiaco en áreas como: Comandancia de los Cuerpos de Seguridad Auxiliares y Subdirector de Investigaciones de la policía ministerial, ambos cargos en el Estado de México, así como Director Operativo de la Policía Ministerial en el Estado de Morelos.

“Así, se reafirma el esfuerzo del fortalecimiento institucional de todas las dependencias del Gobierno, con el único fin de establecer las condiciones de seguridad y del desarrollo en la entidad” enfatizó Ocampo García.

Con estas acciones, la Secretaría de Seguridad Pública de Michoacán refrenda su compromiso de combatir a la delincuencia en sus distintas modalidades y exhorta a la ciudadanía a denunciar cualquier ilícito o actividad sospechosa a los teléfonos 066 emergencias y 089 denuncia anónima. Asimismo, al correo electrónico: fuerzaciudadana_midenuncia@michoacan.gob.mx

vía Alejandro Montiel, director de Prevención y Reinserción Social – Quadratín.

Perú: Los pro y contra de reducir edad penal para combatir sicariato juvenil

¿Se debe reducir la edad de responsabilidad penal de los menores de edad, para poder juzgarlos como adultos, cuando cometan delito de sicariato o asesinato a sueldo?

El tema fue puesto nuevamente a debate esta semana por el ministro del Interior, José Luis Pérez Guadalupe, quien dijo que hay una necesidad de que el tema sea discutido, y ver, por ejemplo, si sicarios de 15 a 17 años deben ser tratados penalmente como menores.

Al respecto, el exdirector de la Policía Nacional, Eduardo Pérez Rocha, se mostró a favor de este cambio, mientras que para Verónica Henry, del programa de Justicia Juvenil Restaurativa, sería un error, pues no solucionaría el problema de la criminalidad adolescente.

Si bien respalda este cambio, el mencionado general en retiro admitió que se trata de un tema complejo de implementar, pues habría la necesidad de modificar el Código del Niño y Adolescente, enfrentar a toda una oposición ideológica, aparte de denunciar los tratados internacionales suscritos por Perú en la materia.

Como una alternativa, propuso modificar la Ley 30077, Ley contra el Crimen Organizado, promulgada en agosto del 2013, para que en los delitos de homicidio calificado y extorsión, la pena se aplique por igual para todo infractor no menor de 15 años.

El problema, de acuerdo a Pérez Rocha, es que habría la voluntad del gobierno de independizar el delito de sicariato, y eso lo hace más complicado.

Pérez Rocha reconoció que endurecer las penas para los sicarios adolescentes tampoco es la solución definitiva, pero sí contribuye a prevenir más hechos delictivos.

A su juicio, esto debe ir acompañado de una correcta política penitenciaria para delincuentes juveniles, con tratamientos y asesorías, a fin de ayudarlos a reinsertarse en la sociedad cuando cumplan sus condenas.

No es la solución

Verónica Henry, de la Fundación Tierra de Hombres, señaló que pretender juzgar a los adolescente como menores de edad, por más graves que sean sus delitos, no resuelve el problema de la criminalidad juvenil.

Refiere que la experiencia internacional demuestra que no hay relación entre el incremento de penas y la reducción de delitos, mientras que en países como Estados Unidos, con penas de hasta cadena perpetua para adolescentes, no ha rebajado el índice de criminalidad.

La especialista señaló que Perú ya tiene una política pública en la materia, contenida en el Plan Nacional de Prevención y Tratamiento al Adolescente en Conflicto con la Ley, aprobada en el 2013.

Además, destacó que ya se viene implementado un plan piloto en algunas zonas del país.

Consideró, además, como un error decir que hay impunidad, cuando es sabido que los menores son condenados a penas de hasta seis años de privación de libertad en establecimientos tipo “Maranguita”, en Lima.

En el tema del sicariato adolescente, Henry admite que definitivamente a estos adolescentes no se les puede tratar igual que al que robó una cartera, pero la respuesta debe ser un tratamiento adecuado y oportuno con sicólogos y siquiatras, porque la mayoría proviene de familias disfuncionales, con consumo de drogas.

Señaló que lamentablemente, los nueve centros juveniles que existen en el país no tienen ambientes adecuados, ni diferenciados, de acuerdo a la gravedad de los delitos, lo cual hace que jóvenes primarios convivan con muchachos de mayor peligrosidad.

Datos

• En el Centro Juvenil de Diagnóstico y Rehabilitación de Lima (Maranguita) hay 840 jóvenes internos, de los cuales 497 están por robo, violación sexual (110), homicidio (77), hurto (47), tráfico de droga (43), tenencia ilegal de armas (36), lesiones (14), pandillaje (4), secuestro (2), otros (10). Fuente: Poder Judicial.

• En Estados Unidos actualmente hay cerca de 3.000 menores de edad condenados a cadena perpetua sin posibilidad alguna de lograr la libertad condicional. Otros 2.500 reclusos cumplen el mismo tipo de sentencia, pero fueron condenados cuando todavía eran menores. Y otros 10.000 menores se encuentran confinados en prisiones para adultos, según informe del diario El Mundo, con cifras de la EqualJusticeInitiative (EJI).

(FIN) EGZ/CCR

JRA

vía Los pro y contra de reducir edad penal para combatir sicariato juvenil.

España: El déficit de funcionarios de prisiones en la cárcel de Segovia ronda la treintena . elnortedecastilla.es

Decía el jefe de la Comandancia de la Guardia Civil el viernes que la última operación antidroga no retirará el ‘trapicheo’ ni las sustancias ilegales de la calle, pero «los delincuentes se lo pensarán más a la hora de actuar». Y los que sí hayan sido ‘cazados’ por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado se lo pensarán mientras saldan su deuda con la sociedad la cárcel. Con la condena que sea y por lo que sea. A día de hoy, el centro penitenciario de Segovia está cerca de su capacidad ideal. Conviene recordar que las instalaciones constan de 344 celdas.

Ya no se producen los hacinamientos de finales de la década pasada, coinciden los representantes sindicales. En los años 2008 y 2009 la población reclusa rozó los setecientos internos, y ahora ese censo oscila entre los 370 y 400. Pero el hecho de que los módulos de internamiento estén más holgados no equivale a decir que el panorama laboral de los funcionarios que trabajan en el centro de Perogordo haya mejorado con respecto a cómo era hace siete u ocho años.

La Central Sindical Independiente (CSI-F) advierte de que persiste la carencia de trabajadores en la cárcel segoviana, un problema que se agravado con los ajustes emprendidos por el Gobierno de la nación, añaden sus representantes. El déficit de personal que calculan los portavoces sindicales se aproxima a la treintena de efectivos, sobre todo por «el lastre acumulado» por no dotar de personal al Centro de Inserción Social José Antón Oneca desde su inauguración, allá por 2008.

Quince bajas, según CSIF

La confluencia de varios factores, que precisamente no contribuyen al relevo, hace que la central independiente (que acaba de ganar las elecciones sindicales en el sector de la Administración General del Estado) llame una vez más la atención sobre ese déficit de vigilantes. Por una parte se extiende el envejecimiento progresivo de las plantillas, consecuencia directa de la nula tasa de reposición de personal; por otro lado, los portavoces de la organización hacen hincapié en la espada de Damocles de la privatización continúa ahí, además de poner en evidencia la pérdida de personal como una de las consecuencias de los recortes aplicados en los ámbitos de la Función Pública.

Este análisis de la situación que hace CSI-F es compartido por otros sindicatos, que desde hace tiempo reclaman reforzar el personal de la cárcel Perogordo. Sobre todo, desde hace cuatro años, cuando las carencias se ha agudizado por esos ajustes del Gobierno de Mariano Rajoy y por la pérdida de quince efectivos en el centro penitenciario segoviano que no ha sido repuestos.

Una agresión en 2014

A pesar de la insistencia de las quejas, hace un año la Subdelegación del Gobierno defendía que la disponibilidad del plantel era adecuada y «suficiente» para hacerse cargo de la atención y el control de los casi 370 presos que por aquel entonces cumplían condena en la prisión de Segovia. Asimismo, admitía la aplicación de la ‘tijera’ oficial, pero discrepaba de la cantidad de bajas al determinar que eran once las vacantes dejadas tras las reestructuraciones laborales.

La proporción de cerca de 300 empleados por los 368 internos que acogía la cárcel de Segovia hace aproximadamente un año arrojaba una ratio mucho mejor que los 309 vigilantes que se encargaban de controlar a los 550 presos que cumplían sus penas en Perogordo cuatro años atrás, esgrimió la Subdelegación del Gobierno en Segovia.

Los argumentos no han convencido a los representantes laborales. CSI-F, por ejemplo, ha puesto en relación directa la reducción de personal en la cárceles de la comunidad autónoma con el aumento de las agresiones que han padecido funcionarios de prisiones el año pasado. En concreto, en Castilla y León, la Central Sindical Independiente cifra el incremento de la conflictividad y de los ataques a trabajadores en un 12%.

El curso pasado contabilizó 67 incidentes en los centros penitenciarios de la región. En el penal de Segovia solo hubo que lamentar uno, precisan las fuentes sindicales. Esa única agresión obedece al descenso que han experimentado las instalaciones de Perogordo en cuanto a la población reclusa. Para los portavoces de CSI-F, se trata de una sencilla regla de tres: a una mayor saturación en las prisiones y menos vigilante en plantilla, más conatos violentos. Los datos lo dicen. Cuando había entre 600 y 700 internos en Perogordo, las agresiones registradas fueron nueve en 2008, y doce en 2009.

vía El déficit de funcionarios de prisiones en la cárcel de Segovia ronda la treintena . elnortedecastilla.es.